La alegría del Evangelio 7 de Agosto del 2017

Comparte con tus amigos!!Email this to someoneShare on Facebook4Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Share on LinkedIn0Digg thisPrint this pageShare on Reddit0

LA ALEGRÍA DEL EVANGELIO
MARTES 7 DE AGOSTO DEL 2.017

El Evangelio de nuevo nos presenta a Jesús debatiendo con los fariseos, sobre las tradiciones judías de aquel tiempo. Los fariseos le recriminan que los discípulos no siguen la tradición en todo.

El Señor les dice claramente que lo que hace impuro al hombre no es lo que entra por la boca, si no lo que sale de ella, pues lo que sale por la boca, sale del corazón; los malos pensamientos, el no ayudar al prójimo, etc.

Jesús nos quiere decir que lo que verdaderamente hace impuro al hombre son las malas acciones; que salen del corazón, como por ejemplo: No ayudar al prójimo (en él esta presente el Espíritu Santo), y por prójimo tenemos a los que están todos los días pidiendo en la calle, los que no tienen que comer o no tienen trabajo por la edad, por baja educación, por rechazo etc.

Hoy hay multitud de formas de exclusión social que vive mucha gente, por problemas de deudas (contraídas por una mala gestión o porque en su momento no pudieron pagar, porque ellos tampoco cobraron a los que les debían); gente de buen corazón muchas veces, pero que viven en mala situación, porque los que deberían ser sus hermanos los rechazan y no los ayudan.

Y por no hablar de los inmigrantes (no solo me refiero a los de las guerras), todos sabemos que hay gente que tiene locales vacíos que podría donar para este uso, entre ellos las ordenes religiosas; que por desgracia tienen muchos conventos cerrados por falta de vocaciones (tal vez porque se dice y no se hace, con el ejemplo salen muchas vocaciones), que podrían servir para este fin.

La Iglesia tiene el deber EVANGÉLICO, de ser la primera en ayudar a las necesidades de sus hermanos (“lo que hicisteis con uno de estos mis hermanos, me lo hicisteis a mí”) porque DE ELLO LES PEDIRÁ CUENTAS EL SEÑOR.

El problema es que muchos de los que deben creer YA NO CREEN, NO TIENEN FE Y NO AMAN. Si VERDADERAMENTE AMASES comprenderías que Dios esta detrás del pobre, del desvalido, del excluido, del humilde y sencillo. Bien comprendía esto San Francisco de Asís (si levantará la cabeza, se moriría del susto…) y Santo Domingo de Guzmán, coetáneos y un signo en su época.

Los dos fundadores de ORDENES MENDICANTES, que siempre han tenido a gala la pobreza, no solo monetaria sino la espiritual. Pero de esto último si que se tiene bastante (porque si no se estaría atento a las necesidades de los hermanos), porque lo anterior brilla por su ausencia, y lo digo por haberlo vivido y nadie puede negarlo, sin ser hipócrita.

No digo que la Iglesia no ayude, y las ordenes. Dios me libre de tal majadería. La iglesia con un montón de instituciones y de ordenes religiosas AYUDAN A DIARIO A MUCHA GENTE, pero AÚN SE PUEDE HACER MAS.

“LO QUE HABÉIS RECIBIDO GRATIS, DADLO GRATIS”, y ya sabemos hermanos…., cuanto se puede dar. Yo intento aplicármelo todos los días, el primero y las más de las veces no lo consigo.

Por tanto lo que sale del CORAZÓN HUMANO, es lo que daña al hombre, no el seguir o no una determinada tradición, EL ESPÍRITU SOPLA Y CADA ÉPOCA SUSCITA, LO NECESARIO PARA EL DESENVOLVIMIENTO DEL PLAN DIVINO, hay gente que quiere vivir en el siglo XXI, como si estuvieran en el XIII. Eso ya no es posible.

No digo que muchas cosas de tiempos anteriores no sean buenas (y sobre todo la tradición, que lo son); pero algunas según SUSCITE Y ALIENTE EL ESPÍRITU (y todos lo reconocemos, “POR SUS FRUTOS LOS RECONOCERÉIS”) pueden ADAPTARSE que no cambiarse, para poder llevar el mensaje de Cristo a este tiempo.

Como decía San Pablo “todo lo hago para ganar a todos en Cristo”. Menos “golpes de pecho” y mas ayudar al hermano; muchas veces: ¡lo podemos tener tan cerca!. Perdonemos de CORAZÓN a los que nos hacen mal, devolvamos BIEN por MAL, seamos un reflejo de aquel que nos dijo “YO SOY EL CAMINO, LA VERDAD Y LA VIDA”.

Si amaramos REALMENTE, no tendríamos problemas; cuando no amamos, entonces es cuando somos LOS MAS IMPUROS DE LA TIERRA.

Compartamos lo que tenemos, con los demás, no solo lo económico, sino también (sin dejar lo otro) lo espiritual. Dad a conocer los corazones de Jesús y María al mundo, su real presencia en el Sagrario. La siega esta a punto de comenzar, de ti depende donde quieras estar.


AGUILAR PEDRERA CRISTOBAL (239)

Programador de Sistemas de Alto nivel, Monitor Experto para cursos de Formación Profesional Ocupacional y Monitor de para cursos de Fundaciones Laborales. Dedicado desde el año 1995 a la enseñanza Informática, impartiendo cursos a entidades privadas y empresariales, incluyendo a particulares. Monitor avanzado en Redes y comunicaciones.

Comparte con tus amigos!!Email this to someoneShare on Facebook4Share on Google+0Tweet about this on Twitter0Share on LinkedIn0Digg thisPrint this pageShare on Reddit0